Mi vida con células falciformes, por Antonieta

Fui diagnosticada con anemia de células falciformes desde niña, desde entonces he estado yendo con doctores, tomando medicamentos y sufriendo de dolores en las articulaciones. Conforme fui creciendo, el dolor fue aumentando. Comencé a sentirme más cansada y me la pasaba entrando y saliendo de hospitales. Cada 3 meses los niveles de hemoglobina me bajaban mucho más de los límites normales.

Un día en marzo del 2004 después de haber estado una semana en el hospital, uno de los pacientes de la clínica oftalmológica donde trabajo me recomendó la acupuntura y me dio el teléfono de "Acupuncture Center for Wellness".

En mi primera consulta me explicaron la acupuntura de los Cinco Elementos, empecé a ir dos veces por semana para mi tratamiento, el cual me hizo sentirme relajada, con mayor energía, más viva y con menos dolor. Es como si fuera una persona nueva.

Después de un año no podría sentirme más contenta con los resultados y con sus atenciones. Ahora, 9 años después puedo viajar a visitar a mi familia en las Bahamas y lo mejor de todo es que tengo tranquilidad. No he tenido ninguna hospitalización desde entonces.

Ubicación 1

Ubicación 2